04 enero 2017

QUE CADA UNO CONSIDERE LO QUE ESPERA DE DIOS



QUE CADA UNO CONSIDERE LO QUE ESPERA DE DIOS


Simplemente considerar lo que sucedió con el pueblo que era el elegido en el antiguo testamento, esperaban ser exaltados por el Mesías, sin embargo les llamó la atención y les pidió que se liberen de su orgullo, no los puso por encima en el mundo, no les dio un reino mundano y terrenal, no los hizo reinar sobre otros….., que cada uno considere lo que quiere y espera de esta Segunda Venida del Señor.


1.-

 Dios nos creó, nos dio vida y nos otorgó libertad para disponer de esa vida responsablemente.

 Lo ideal sería utilizar la vida para recibir a Dios y atesorar su Vida Sobrenatural-Espiritual-Eterna.

 Sin embargo, no nos obliga a entregarle nuestra vida para poder adquirir la suya.

 Somos libres de ignorarlo, despreciarlo, rechazarlo y pasar por el mundo como si no existiera.

 También somos libres para elegir parcialmente aceptarlo y tener algo de su Vida al darle algo de nuestra vida, al hacerle un espacio de tiempo y lugar en nuestra vida.

 Lo que recibamos de Dios depende de nosotros.


2.-

 Ahora tenemos la oportunidad de darle nuestra vida a Él, es decir, la oportunidad de permitirle disponer de nuestra vida como si fuese suya, que la pueda usar como quiera.

 Él la tomará para purificarla, bendecirla y multiplicarla como hizo con los panes y pescados que le ofrendaron.

 Ahí nos dará su Vida-Espíritu-Esencia y es ahí donde obrará un milagro para bien de muchos.

 No hay que hacer cálculos, suposiciones, conjeturas, etc., Él sabe como tomara nuestra ida, como intervendrá y la forma en la que aniquilará el orgullo desapropiándonos de nosotros mismos y convirtiéndose Verdaderamente en Nuestro Dios-Señor-Rey.

 Hay que vencer el miedo-muerte-tinieblas, dejar de preocuparse por sí y perseverar hasta el fin una vez mas. Lo que hacemos por cuenta propia movidas por el miedo puede ser bueno, pero es inútil y poco comparado con lo que El Señor hace y hará. Hay que confiar.


3.-

 Una vez mas, considerar que tenemos libertad para entregarle o no nuestra vida, para compartirla con Él.

 Podemos elegir vivirla egoísta y miserablemente totalmente al margen de Él o completamente indiferentes como si no importara si existe o no, y mucho menos lo que quiera o no.

 Si vamos a elegir compartir nuestra vida con Dios, si vamos a elegir abrirle las puertas de nuestra vida y reconocerle capacidad de disposición como dóminus-señor-dueño, hay que perseverar hasta el fin.

 Los tiempos que vienen van a ser difíciles y mas aun para quienes tengan fe, sin embargo, quienes no la tengan es muy probable que se pierdan irremediablemente.


4.-

 ¿Va a intervenir El Señor?, sí, sin dudas, pero no como la mayoría cree-espera.

 Cuando venga en gloria, no es a felicitar, exaltar, adorar, adular.

 Viene a humillar, rebajar, derribar del cabello, viene a Salvar, revelando la Verdad, liberando a las almas de los delirios de orgullo infernales.

 Viene en Gloria a fulminar el orgullo-tinieblas, a reclamar el lugar que le es debido, propio, correspondiente, el de Dios-Señor-Rey.

 Simplemente considerar lo que sucedió con el pueblo que era el elegido en el antiguo testamento, esperaban ser exaltados por el Mesías, sin embargo les llamó la atención y les pidió que se liberen de su orgullo, no los puso por encima en el mundo, no les dio un reino mundano y terrenal, no los hizo reinar sobre otros….., que cada uno considere lo que quiere y espera de esta Segunda Venida del Señor.


5.-

 Leer-considerar:

ACEPTACIÓN DE LA VERDAD (=DIOS):


No hay comentarios.:

Publicar un comentario