05 enero 2017

PROCESO DE PERDICIÓN DE LAS ALMAS, La acción del adversario y la complicidad de éstas



PROCESO DE PERDICIÓN DE LAS ALMAS, La acción del adversario y la complicidad de éstas


1.-

 Siempre seduce, tienta, atrae a desvíos, cosas sutiles porque sabe que con lo grosero no puede convencer a muchos, con lo que es vistosamente malo no atrae a muchas almas.

 Así es como ofrece cosas buenas pero inútiles, superficiales, que generan orgullo, provocan vanidad, que llevan a las almas al convencimiento de que son buenas y no malas, volviéndolas inconscientes de la realidad, encerrándolas en su desviación-fantasía-autoengaño, drogándolas con soberbia.

 Cuando están drogadas con soberbia, deliran de orgullo y se convencen fácilmente de que lo que hacen es bueno y esta bien.
 Así es como no escuchan la Vedad, se cierran-encierran, rechazan la Revelación, no buscan a Dios, incluso lo tienen por malo porque ofende su orgullo y ellas están plenamente convencidas de obrar bien. Dan asco mitómanas infernales.

 Acá ya son satánicas las almas porque le rinden culto a la imagen falsa de sí que han construido, viven por y para sí, de sí, para las apariencias, demandando adoración, esperando adulación, buscando reconocimiento, perdidas en el mundo.

 Tienen el espíritu infernal, de satanás, son ególatras narcisistas infernales disociadas de Dios, encerradas en su fantasía, perdidas en tinieblas y camino a la condenación, se auto consumen en la egolatría, se autodestruyen forjando apariencias, arden en deseos de adoración, reconocimiento y aceptación.


2.-

 Generalmente ataca primero lo físico, lo corporal, para debilitar a las almas.

 Ahí las logra hundir, provoca que se preocupen por si mismas conociendo su debilidad, incapacidad, viendo su deterioro, sufriendo enfermedades, accidentes, etc.

 Es la primer prueba que las personas deben atravesar, ahí tienen que vencer el miedo, la preocupación por sí, volverse a Dios, salir del abismo de egolatría narcisista.

 También acá es donde las dedica para atarlas, ligarlas, manipularlas, controlarlas, a lo terreno.

 A la mayoría de las almas las inclina a vicios, ambiciones, caprichos en lo mundano, las seduce y ata con ambición material y gustos corporales. Así se dedican al sexo, las drogas, el alcohol.

 A las que quieren ser espirituales las inclina a obras materiales, terrenas, buenas pero inútiles en lo espiritual, sin mucho efecto, fruto, trascendencia para el espíritu.


3.-

 Después ataca lo moral e intelectual.

 Cuando logró abonar las almas con los siete vicios capitales en el cuerpo, las inclina a que cultiven esos mismos siete vicios capitales en el alma.

 No buscan ni cultivan las virtudes, viven por y para sí, para su ego y esos gusanos infernales que las devoran-consumen creciendo y engordando, los vicios.

 Arden en deseos infernales, se envician y autodestruyen.

 Es como abrir siete agujeros en un buque para que se inunde.

 Acá la voluntad en el mal es mas fuerte, ya viene creciendo por años al dedicarse a vicios en lo corporal-material.
 Así crece la presencia-reinado del adversario.

 Esa voluntad orgullosa, rebelde, viciosa, es su hija, es su reino-presencia, es el quintacolumnista por el que manipula-controla al alma.

 El alma delira de orgullo, se droga con soberbia, es esclava de sus vicios, alimenta esos siete espíritus impuros que la consumen-devoran, pero no ve la realidad, cree que es dueña de sí y que hace lo que quiere.

 El alma tiene acá su segunda prueba, debe rechazar los vicios en el alma, soportar humillaciones y limitaciones, hacer un esfuerzo por volver a Dios saliendo del abismo de egolatría narcisista.

 Si no lo hace, con el correr del tiempo se le volverá muy difícil salir de este camino y cambiar su elección. Realmente esta autodestruyéndose y encaminándose al infierno. Cada día es una confirmación de esta elección, de este camino. Esta transformándose en demonio, sufre transubstanciación.


4.-

 En tercera instancia ataca lo espiritual.

 Acá cultiva el orgullo, el espíritu de orgullo.

 Vuelve al alma completamente delirante, disociada de la realidad, encerrada en su fantasía.

 Se convierte en psicópata y sociópata.

 Le rinde culto a su imagen y la exalta, la defiende busca adoradores, y persigue a quienes la desprecian. Se desespera por hacerla reinar.

 Ahí genera un espíritu odioso, resentido, furioso, maldito, despiadado.

 Pierde totalmente el control de sí.

 No esta poseída, peor, se encuentra plenamente fundida con el adversario y éste la usa, instrumentaliza, dispone de ella como de sí.

 Acá satanás, el cerdo, el viejo, el adversario, es su dios aunque no lo adore directamente, porque sigue su doctrina y le pertenece, es ególatra narcisista infernal delirante de orgullo y se encuentra totalmente a su servicio y disposición sin consciencia ni voluntad, incluso cree que es libre.

 Acá la persona tiene su tercera puerta, la última oportunidad para elegir a Dios, salir de sí, dejar de autodestruirse.

 Si no lo hizo hasta ahora o lo hizo parcialmente, muy difícilmente lo hará, ya ha crecido la presencia-reinado del adversario y tiene capacidad de disposición.

 Acá es absolutamente necesario lo de siempre, ayuno, oración, penitencia, sacrificio, pero Dios le da una humillación-cruz-sacrificio como ayuda, como medio de purificación-liberación porque con lo tradicional no alcanza.


5.-

 Finalmente considerar que el adversario es simplemente él mismo.

 Toma las almas, las usa, se sirve de ellas y luego las descarta para tomar otras.

 Las convierte en suyas, las hace sus diosas y reina, pero después se hunde en sí, teme por sí y celoso, envidioso, las descarta.

 Él mismo las alza, levanta, endiosa, las adula-adora mientras las usa, se excita con sus obras, pero luego teme por él mismo al verlas triunfar en el mundo y él mismo se encarga de hundirlas-destruirlas.

 Recordar que es traidor, usa y descarta. Considera al alma suya y mas aun la obra que hizo en ella o de ella.

 Acá es muy difícil que el alma se salve, pero El Señor quiere y por ello permite un sacrificio-dolor-humillación para darle una última oportunidad.


6.-

 Lo que hace con las almas, lo hace con organizaciones, instituciones, asociaciones, naciones y religiones.

 Ahora el mundo esta en sus garras y las naciones y religiones son instrumentos suyos.

 Encumbró almas a las que se halla unido-fundido él y los suyos (ANTICRISTO MUNDIAL, MUNDO ANTICRISTIANO: http://jorgeblojoapa.blogspot.com.ar/2016/12/anticristo-mundial-mundo-anticristiano.html).

 Es el reinado infernal, mundo anticristiano, el anticristo, el espíritu de satanás fundido a la humanidad.

 Por medio de sus adoradores y siervos, las sectas masónicas e illuminati, su linaje en el mundo estableció su reino-reinado-dominio-imperio.


7.-

 Sabiendo esto, ¿De que sirve dejarse usar, llevar, engañar?, mas vale sufrir en el mundo y perseverar en Dios haciendo mérito, creciendo-evolucionando espiritualmente, sufriendo injusticias, defendiendo la fe.
 Hay que abrazar la cruz, soportar lo que nos toca, perseverar en la fe y ganar mérito delante de Dios



No hay comentarios.:

Publicar un comentario