15 noviembre 2016

COMBATE ESPIRITUAL, Considerar a manera de resumen



COMBATE ESPIRITUAL, Considerar a manera de resumen


Discerniendo la Voluntad de Dios, obedeciéndolo, nos vencemos a nosotros mismos y si nos hemos vencido a nosotros mismos por obedecer a Dios, hemos vencido a todos los enemigos espirituales y los tenemos rendidos a nuestros pies, es decir, no tienen mas remedio que obedecernos por mas que no quieran.

 Debemos aprender a librar el combate espiritual porque, de lo contrario, quedaremos totalmente a merced de nuestros amigos y sus caprichos, ambiciones, depravaciones, corrupciones, etc.

 El que se vence a sí mismo, ha venció a todos los enemigos espirituales.

 Esto es así porque los enemigos tienden a provocar y/o imponer rebeldía contra la Voluntad de Dios, de manera que obedecerlo negándose a sí, sacrificando la propia voluntad, es la forma de derrotar a todos los enemigos.

 La mejor manera de vencerse a sí mismo es aceptando la limitación que Dios impone, es abrazando la cruz que es humilla, doblega y vuelve repentina y violentamente conscientes de nuestro ser real, de nuestro ser nada y absolutamente necesitado de Él.

 Debemos quedar en el mundo como postrados, totalmente impedidos de movernos por cuenta propia y así, dejar completamente libre el espíritu, dedicarnos a la oración, a buscar la Voluntad de Dios, a colaborar en su Revelación-Paso-Venida.

 Hay que dejar a Dios libre, debemos aprender a buscar su Voluntad y obedecerlo-seguirlo acompañando sus obras, haciendo lo necesario para Que Se Haga-Reine-Triunfe Su Voluntad en nuestra vida.

 Hay que aceptar lo que nos ha tocad padecer limitándonos, humillándonos, imponiéndonos sufrimientos abominables, y debemos disociarnos del dolor, aprender a ignorarlo o sobrellevarlo, aprender a soportarlo sin rengar, quejarse, maldecir, sin buscar culpables ni venganza.

 Hay que aprovechar el sufrimiento para vencerse a sí mismo, para derrotar el orgullo que se alza furioso llevado por el adversario con la intención de liberarse de la humillación y del tormento.

 Hay que abrazar la cruz diaria y seguir siempre adelante comprendiendo que es hora de dejar todo y seguir al Señor, abriendo los ojos a la realidad, aprendiendo a vivir espiritualmente.

 Considerar que no podemos vencer a los enemigos infernales si los tenemos adentro, en la propia vida, en nosotros. Debemos pasar una dolorosa purificación y colaborar con lo que Dios hace y quiere hacer para liberarnos.

 Una vez que no haya rebeldía consciente ni inconsciente, una vez que no haya vicios voluntarios e involuntarios, solo defectos menores, estaremos listos para pasar a otra etapa y tener otra vida, pero mientras continuemos queriendo vernos satisfechos en vicios, ambiciones, caprichos, corrupciones, y especialmente en el ego, deberemos seguir andando por el camino de purificación considerando verdaderamente que es lo que queremos y como acabaremos.

 Considerar que a Dios no lo vamos a vencer nunca, el que cree que hace lo que quiere solo se engaña a sí mismo evadiéndose de la realidad y encerrándose en una fantasía en la que acabara de autodestruirse entrándose a la perdición eterna.

 Entonces, discerniendo la Voluntad de Dios, obedeciéndolo, nos vencemos a nosotros mismos y si nos hemos vencido a nosotros mismos por obedecer a Dios, hemos vencido a todos los enemigos espirituales y los tenemos rendidos a nuestros pies, es decir, no tienen mas remedio que obedecernos por mas que no quieran.


DIRECCIÓN DE TODAS LAS PUBLICACIONES SOBRE COMBATE ESPIRITUAL:

DIRECCIÓN DE TODAS LAS PUBLICACIONES SOBRE EL COMBATE FINAL:

SUBVERSIÓN Y SEDICIÓN EN LA CREACIÓN:

NUEVO ORDEN MUNDIAL, LO QUE POCOS PUEDEN ENTENDER:

EXORCISMO:

SI QUEREMOS SER LIBRES, VAMOS A TENER QUE LIBRAR EL COMBATE ESPIRITUAL:

HAY QUE DEFENDERSE, LOS DEMONIOS TIENEN LIBERTAD PARA OBRAR COMO QUIERAN:



No hay comentarios.:

Publicar un comentario