20 junio 2016

DEMONIOS APEGADOS-ADHERIDOS-SUJETOS



DEMONIOS APEGADOS-ADHERIDOS-SUJETOS


1.- Para qué

2.- No es posesión

3.- Cómo y cuando sucede

4.- Obran como

5.- Genera otras cosas nefastas

6.- Mirar mas allá

7.- Son esclavas y no se dan cuenta

8.- Remedio

9.- Mas grave:

10.- Leer


-------------------------------------------


 Las almas no ven la realidad, no comprenden lo que sucede, no entienden lo que acontece mas allá de sus narices.

 Los demonios se pegan, adhieren, sujetan a las almas.


1.- Para qué


 Lo hacen para su propia satisfacción y para controlar y esclavizar a las almas, para privarle a Dios el control de la creación y de las almas, para hacer padecer a las almas como en el infierno acá en la tierra.

 Lo hacen para succionarles vida, quitarles vitalidad, aliviarse de sus tormentos obligándolas a éstas a cargarlos-soportarlos.

 También lo hacen para servirse de ellas como de marionetas-títeres-esclavos.

 Deliran los demonios teniendo a las almas controladas, sujetas y esclavizadas en el mundo, han construido su reinado y establecido su presencia en estos tiempos de oscuridad y tinieblas.


2.- No es posesión


 Puede decirse que en la posesión de los cuerpos utilizan a las personas como a títeres mientras que en el adherirse o sujetarse a las almas, las utilizan como marionetas.

 No es posesión. En la posesión los demonios entran en el cuerpo y oprimen al alma, pueden llegar a disponer de la persona pero de manera torpe y violenta.

 Cuando se apegan-sujetan-adhieren, el enlace que mantienen es mas sutil y lo que obtienen es mas útil a sus intereses, fines, deseos, ambiciones, necesidades, etc.

 Considerar que así les roban-succionan vida a las almas, las obligan a cargar su muerte-infierno y a la vez las manipulan para conseguir en el mundo lo que quieren.


3.- Cómo y cuando sucede


 Esta sujeción o adherencia, apego, ligadura, ocurre por vicios, deseos, ambiciones, especialmente por afinidad en la voluntad, odio, deseo de venganza, grandes padecimientos en el alma y/o en el cuerpo, etc.

 Algunos se adhieren al momento de la concepción, otros durante la gestación, también durante el parto y luego en cualquier circunstancia de la vida diaria, y por supuesto en pecados, vicios, corrupciones, vicios, ambiciones, perversiones, depravaciones, etc.

 También hay demonios ligados a lugares que se adhieren a las personas que se encuentran en esos lugares de manera estable o transitoria.


4.- Obran como


 Son como gusanos que van comiendo-devorando a las almas, las deforman y estropean, envician y corrompen porque desde su apego las manipulan para adquirir mas poder sobre ellas y para lograr ellos sus fines en el mundo por medio de ellas.

 Son como sanguijuelas devorando o succionando la vida, quitando vitalidad a las almas.

 Tienen todo por ganar y nada por perder, son delincuentes espirituales, saquean a las almas, las consumen y se aprovechan de ellas.

 Ocultan donde se han adherido-ligado-sujetado porque así pueden permanecer atados a las almas satisfaciéndose y disponiendo de ellas.

 Son como la corrupción en la administración pública, se ocultan y acaban determinando la voluntad del estado, decidiendo lo que se hace o deja de hacer y siempre para satisfacerse ellos.


5.- Genera otras cosas nefastas


 Este apego-adherencia genera en las almas vicios, perversiones, ambiciones, determina la voluntad.

 También genera o provoca espíritus impuros en las almas, como hernias espirituales. Los demonios provocan, fomentan y aumentan esto porque ahí es donde las sujetan mejor y es por donde mas fácilmente pueden manipularlas.

 Incluso puede llegar a generar personalidades alternativas que los mismos demonios controlan desde el anonimato de no ser vistos.


6.- Mirar mas allá


 Buscan determinar su voluntad para poner a las almas a su servicio, para servirse-sacisfacers de ellas, para satisfacerse ellos en sus vicios, ambiciones, caprichos, etc.

 Se sirven y satisfacen en y de las almas, pero también en el mundo por medio de las almas a las que se adhieren y controlan.

 Considerar que utilizan a las almas para construir su reinado-presencia en el mundo, su nuevo orden mundial, un reino de tinieblas-oscuridad-muerte sin Dios y en contra de las almas.


7.- Son esclavas y no se dan cuenta


 Las almas son esclavas y no se dan cuenta, no advierten que no son dueñas de sí, no ven que no deciden sobre su vida sino que su voluntad esta controlada, es manipulada y que ellas mismas son manejadas desde las sombras.

 Quieren creer que son libres, pero son manipuladas por demonios que determinan su voluntad y les hacen creer que han decido ellas.

 Los demonios las inclinan a vicios, especialmente a la egolatría narcisista infernal, porque ahí las controlan y disponen de ellas a su antojo para esclavizarlas directamente y para construir su reinado-presencia en el mundo.

 Esto sucede a gente que consideramos ‘normal’, incluso piadosa o religiosa, y nadie esta libre solo quienes renuncian a la propia voluntad buscando la Voluntad de Dios y pasan por el mundo obedeciéndolo puntualmente a Él.

 Las almas se sienten orgullosas de lo que dicen y creen que son. Deliran de orgullo en realidad porque lo que hacen es lo que determinan lo demonios, aquello que conciben en el abismo de egolatría narcisista donde están enlazadas con los demonios, no eligen ellas, solo dan curso a lo que los demonios adheridos-apegados-sujetos les inspiran-sugieren-imponen y que en esencia no es mas que miseria es rechazar a Dios y elegirse a sí mismo.

 Considerar que en el estado actual lo mas probable e inevitable es que la mayoría de las almas sean arrastradas de manera inconsciente al infierno al ser manipuladas de esta forma tan sutil y provechosa para los demonios.


8.- Remedio


 Remediar esto es sumamente difícil porque las almas no lo ven, no lo cosieran malo ni quieren subsanarlo.

 También es difícil porque se adhieren almas y demonios uniéndose en la voluntad, comparten intereses, deseos, vicios, ambiciones, realizan una fusión, obtienen una confusión de esencias.

 Esto no se soluciona con exorcismos, aunque sería un buen comienzo, solo se arregla mediante una purificación.

 La purificación la hace Dios, pero el alma debe colaborar con oración, ayuno penitencia, sacrificio, esforzándose en renunciar a la propia voluntad, buscando la Voluntad de Dios y colaborando en Que Se Haga-Reine-Triunfe en su vida.

 Ahí el alma va recibiendo el Espíritu de Dios como remedio. El Espíritu de Dios la limpia-purifica-libera, y el alma se une a Dios por su Espíritu al aceptar su Voluntad comenzando de esta manera una nueva vida, vida verdadera, eterna, sobrenatural, espiritual, pura.


9.- Mas grave:


 Considerar que hay demonios mas grandes y pesados. Éstos se adhieren-sujetan a alguna alma en particular, pero para permanecer en el mundo necesitan sostenerse o apoyarse en muchas almas.

 Acá es donde los demonios mas grandes, o sea, peores buscan quienes son líderes o cabeza de muchas almas en el mundo, autoridades políticas, religiosas, sociales, culturales, artistas, etc., porque asentados-adheridos a estas almas, pueden apoyarse y servirse de otras muchas, alimentarse y nutrirse de los seguidores, aduladores, etc.

 Comprender que se han adherido a personas y las han encumbrado en el mundo estableciendo así su presencia y reinado, extendiendo su manto de tinieblas (= Olvido de Dios) y oscuridad (= Negación de Dios), el infierno en el mundo, la muerte terna reinando-imperando.


10.- Leer


SER Y EXISTIR, PARA LLEGAR A SER VERDADERAMENTE:

POTENCIAS Y PERSONALIDADES, DESARROLLO E INVOLUCIÓN:

CUERPO, ALMA Y ESPÍRITU:

DOS PREDESTINACIONES:

EL TESORO MAS GRANDE DE LA CREACIÓN:

HAY DOS CLASES DE CRIATURAS:

HAY ALMAS Y ALMAS:

LLEGAR A SER EN EL QUE ES:

SON ESCLAVAS EN SÍ MISMAS:

NO SE COMPRENDE AUN, PERO DE ESTO DEPENDE LA VIDA:

ESPECTROS O HERNIAS ESPIRITUALES, DISTINGUIRLOS DE LOS DEMONIOS:

TRES ESTADOS DEL ALMA, MODIFICACIONES Y CONFIRMACIONES:

ÉL SE HALLA EN LA CREACIÓN POR ELLAS:

ES LA NEGACIÓN DE LO QUE PUDO Y DEBIÓ LLEGAR A SER:

CREA DEPENDENCIA, SE HACE NECESARIA:

ALMAS Y NACIONES POR EL MISMO CAMINO:



Dr. Jorge Benjamín Lojo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario