08 mayo 2016

ILUSIÓN MISERABLE QUE LLAMAMOS ‘VIDA’



ILUSIÓN MISERABLE QUE LLAMAMOS ‘VIDA’


 Por herencia, costumbre e influencia del entorno, nos hundimos en nosotros mismos.

 Esto significa que nos olvidamos de Dios, apartamos de El, renegamos de su Voluntad, nos elegimos miedosamente a nosotros mismos volviéndonos obsesivos, caprichosos, desesperados inútiles e histéricos infernales.

 Lo hacemos por herencia porque es un defecto congénito, es la marca original, el llamado pecado original, somos engendrados con este egoísmo, deficiencia, con el vacío-ausencia de Dios y tendemos al mismo vacío, nos elegimos a nosotros mismos olvidándonos de El y renegando de su Voluntad constantemente.

 Lo hacemos por costumbre porque nos habituamos a obrar de tal manera, hacemos del miserable elegirnos a nosotros mismos una constante, incluso hasta lo tenemos por bueno, justo, necesario, debido.

 Lo hacemos por influencia del entorno porque tanto el mundo como quienes tenemos en derredor enseñan que es bueno ser egoísta, ególatra, narcisista infernal centrado en sí, miserable cerdo despótico horriblemente caprichoso.

 Lo hacemos también por el conjunto de estas cosas que provocan una existencia miserable, vacía, sin Dios, un abismo de egolatría en el que nos volvemos débiles, cobardes, pusilánimes egoístas. (Algunos creen que son fuertes porque son histéricos caprichosos maniáticos, eso es suma debilidad y apariencia de fuerza).

 Notar el detalle, nos hundimos-encerramos en nosotros mismos, nos aislamos, solo y siempre pensamos en nosotros mismos y de manera constante, enfermiza, obsesiva, desesperante e histérica no hacemos mas que lo que queremos, es decir, elegirnos a nosotros mismos siempre.

 No admitimos mirar en otra dirección, no admitimos a nadie, no aceptamos nada, solo nos encerramos en nosotros mirando lo que queremos, buscando lo que deseamos, como si no hubiese nada ni nadie en el mundo.

 Es un absolutismo tiránico infernal, somos ególatras delirantes de orgullo, presumimos ser dioses, tememos que ese delirio o fantasía se derrumbe y nos desesperamos por imponerlo, hacerlo ver-notar-adorar.

 Aun cuando se derrumba seguimos sosteniéndolo, continuamos mintiéndonos, seguimos engañándonos y así es como vivimos en la tangente, en la farsa, una ilusión miserable que llamamos ‘vida’ y no es otra cosa mas que mentira, vacío, ausencia de Dios, o sea, falta de Verdad y Vida.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario