31 marzo 2016

DONDE REALMENTE CREEMOS EN ÉL



DONDE REALMENTE CREEMOS EN ÉL


 Nos fortalece en el amor para que soportemos la Verdad cruda, la cruda realidad y para que así podamos perseverar en el tiempo  el aprueba, de la abominable desolación, de la horrenda tribulación.

 La Verdad es dura, cruda e indeformable, no cubre nuestras expectativas, no nos conforma, es simplemente la Verdad.

 Tenemos que comprender que no vamos a conseguir lo que queremos, solo vamos a conseguir aquello que verdaderamente nos conviene, lo que Dios permite.

 A Dios no lo vamos a dominar, controlar, vencer, ni nos conviene lograr tales cosas. Esto es así porque Él Es Dios y siempre conviene aceptarlo, obedecerlo.

 Si creemos que lo vencemos o que le imponemos lo que queremos, nos engañamos a nosotros mismos, es una fantasía, es ficción lo que construimos y nos esforzamos por creer que vivimos, una evasión de la realidad.

 Un ejemplo, la única manera en la que el cielo se halla bajo nuestros pies es poniéndonos de cabeza, y con Dios sucede lo mismo, la única manera en la que vamos a tenerlo bajo nuestros pies es poniéndonos de cabeza, o sea, construyendo una ficción, esforzándonos por vivir una mentira.

 Tenemos que aceptar la realidad, ver la Verdad claramente expuesta en la realidad, admitir lo que Dios esta diciéndonos y dándoos, lo que nos presenta y pone delante de los ojos.

 Debemos dejar de resistirnos y ponernos debemos dejar de querer hacer lo que queremos para pasar a hacer lo que Dios quiere.

 Tenemos que aceptar los límites a nuestro orgullo, la derrota de la voluntad y seguir confiando en Dios, continuar creyendo en su Amor.

 Ahí es donde nos vencemos a nosotros mismos y es ahí donde confiamos verdaderamente en Él, es el lugar donde realmente creemos en Su Amor.

 No creemos en su Amor cuando los sometemos, dominamos, controlamos, cuando le imponemos lo que queremos. Creemos cuando aceptamos lo que Él dice, quiere, dispone, permite.

 De a poco va demoliendo el orgullo y derrotando la voluntad propia y así va liberándonos del miedo, de la preocupación por nosotros mismos y del dominio de los enemigos que por ese medio nos controlan, esclavizan y manipulan.

 La estocada final contra el delirio de orgullo ocurre ahí, donde debemos aceptar y ver la realidad, donde comprobamos que solos no podemos, donde admitimos que aun haciendo lo posible, es inútil, es imposible, somos y seremos derrotados es ahí donde nos debemos rendir y entregar a la Voluntad de Dios y ahí es donde la Fe es real.

 Ahí comprendemos que no depende de nosotros ni de lo que hacemos su Amor, sino que depende de lo que Él Es y Hace, ahí llegamos a creer realmente que nos ama porque nos Ama, porque quiere y no porque lo tengamos atado, dominado o controlado u obligado a hacerlo.

 Tenemos que vencer el miedo expresado en la desconfianza y manifestado en el querer dominar, vencer e imponernos, Dios no nos va a hacer caso, no nos va a obedecer, nosotros debemos obedecerlo.

ESCLAVA DE SU FANTASÍA-IMAGEN



ESCLAVA DE SU FANTASÍA-IMAGEN


 Si renunciamos a la propia voluntad buscando la Voluntad de Dios y esforzándonos en colaborar en Que Se Haga-Reine-Triunfe en nuestra vida, estamos entregándole las llaves de nuestra vida.

 Ahí le damos poder sobre nosotros, capacidad de disponer, de decir sobre nosotros como sobre Él mismo, la aptitud para que haga o deshaga a su gusto, interés y conveniencia.

 Le damos total confianza, ahí la Fe Es Verdadera.

 Las personas dicen y hasta creen tener fe, pero no le prestan la mas mínima atención, y mucho menos le hacen caso, entonces, construyen apariencias de fe, imágenes falsas de piedad, se convierten en hipócritas.

 Se auto-engañan, se mienten evadiéndose de la realidad, encerrándose en esa fantasía, se esfuerzan por vivir lo irreal dándole su vida  esa disociación de la realidad.

 Eso es su mismo sepulcro, ahí yacen hundida, escondidas, abismadas en sí mismas, ahogadas en su ego, ahí se encuentran totalmente consagradas-entregadas a la mentira, lo irreal, la fantasía.

 Se convierten en esclavas de esa fantasía, mentira, engaño, evasión de la realidad. Sostienen, defienden y agrandan ese globo mágico de fantasías mentirosas infernales.

 No advierten que le dan su vida, se consumen para sostener esa fantasía, irrealidad, falsedad.

 Notar que la fantasía crece a medida que la persona decrece, mientras que se hunde-abisma en sí consumiéndose y reduciéndose a cenizas la fantasía se vuelve mas grande y delirante, y consecuentemente mas esclavizante.

 Esto es así porque la persona percibe en sí el vacío, la desolación, el infierno de la ausencia de Dios, y sufriendo, se aferra sus mentiras, fantasías, engaños, evasiones de la realidad en los que se refugia suponiendo que se libera de lo que teme y alivia de lo que padece.

 Se vuelve fanática de su construcción mental, sepulcro, corral, evasión de la realidad, y aun teniendo la verdad delante, sigue negándola porque siente y cree segura la fantasía que controla y a la que esta acostumbrada.

 Es esclava de esa fantasía porque las pone su defensa, protección y salvación, cree que es su refugio seguro, el lugar donde es amada y la razón por la que es amada, de ahí que tema perderla y la defienda furiosa e instintivamente.

VENCER EL MIEDO, ABANDONAR EL SEPULCRO



VENCER EL MIEDO, ABANDONAR EL SEPULCRO


 Tenemos que dejar de ser cobardes pusilánimes fieles o leales a nuestro delirio de orgullo.

 Debemos dejar de lamentarnos por nosotros mismos y dejar de buscar esa constante, enfermiza e infernal satisfacción del ego.

 Del abismo de egolatría debemos salir como el pueblo que de egipto salió, debemos abandonar el ídolo del ‘yo’, dejar de sostener la imagen-apariencia, esa personalidad frontal a la que somos enfermizamente fieles.

 Notar que no hacemos otra cosa mas que lamentarnos, preocuparnos y temer por nosotros mismos mientras que nos esforzamos por ser fieles a la imagen que hemos construido.

 No vemos que somos esclavos de esa imagen, no vemos que somos leales a lo que hemos establecido como costumbre y que esto dista mucho de amar, servir y obedecer a Dios.

 Notar que nos da miedo no poder cumplir, nos preocupa no ser fieles, pero no a Dios, sino a lo que decimos que hacemos por Dios quedando en evidencia que no somos diferentes  a fariseos, maestros d la ley y saduceos de antaño mas fieles a sus leyes y costumbres que a Dios.

 No tenemos Fe Verdadera, carecemos de real confianza, no hemos salido del abismo de la infernal egolatría narcisista, hemos cambiado unas costumbres por otras, hemos cambiado una esclavitud por otra.

 Es la hora de que dejemos de ser cobardes, es la hora de que dejemos de ser enfermizos pusilánimes, tenemos que ponernos de pie elegir a Dios verdaderamente, confiar en Él, creer en su Amor y dejar de ponerle límites a Su Voluntad.

 Debemos discernir los signos de los tiempos, tenemos que discernir verdaderamente cual es su Voluntad.

 Escuchando su Voz habremos maguado, crecido y estamos por sobre toda religión, culto o espiritualidad porque habremos encontrado lo esencial, aquello que las mismas religiones, cultos y espiritualidades no han practicado ni les interesa.

 Dios Vive y se Revela, no hay que ponerle límites a su Amor, debemos dejarlo libre y seguir sus inspiraciones renunciando al orgullo, abandonando la egolatría.

 Mas allá de lo que queramos, nos resulte cómodo, gusto o nos parezca como coherente, debido, correcto, urgente, necesario, justo, etc., debemos hacer lo que Dios nos pone delante, aquello a lo que nos llama sacrificando el ego-orgullo-yo y dejando caer esa imagen que hemos construido y que no es mas que un sepulcro que impide la Vida-Presencia de Dios en nuestra existencia.

MENSAJE DE DIOS PADRE CREADOR (31 Mar 16), y explicación



MENSAJE DE DIOS PADRE CREADOR (31 Mar 16), y explicación


“Os he llamado para ser mis testigos en medio de las naciones”.

“Hay que orar, esforzarse, sacrificarse y perseverar esperando que se consume el número de los elegidos”.

“Pronto sabréis todo y se develará todo misterio”.


---------------------------------------------------------

EXPLICACIÓN DEL MENSAJE:



1.- “Os he llamado para ser mis testigos en medio de las naciones”.


 Ha llamado a muchas almas, pero pocas han resultado elegidas. Esto se debe a que ocas han respondido debidamente, pocas han salido de sí han renunciado a su orgullo y egolatría eligiendo a Dios verdaderamente.

 Muchas lo dejan en el patio exterior, a la entrada, aprenden sobre Dios, pero no lo dejan entrar, no entra en su vida, no confían en Él y no lo dejan ser Dios.

 Inventan a Dios o compran algún cliché vendido por la religiones y no confían verdaderamente en Él, no creen en su Amor, no lo reciben en verdad, no lo dejan Ser, no le permiten Hacer, no le dan confianza, no lo dejan disponer.

 Como no confían en Él ni creen verdaderamente en su Amor, son mucha las que revolotean en torno de Él, son muchas las llamadas, pero pocas las elegidas.

 Son pocas las que lo aceptan tal y como es, son pocas las que lo escuchan. Recordar la Transfiguración, “Este es mi Hijo, el Amado, escuchadlo”.

 No buscan su Revelación, no lo escuchan, no lo reciben, se resisten y oponen a Él, quieren inventarlo a su gusto, comodidad, conveniencia, interés, miedo, capricho, etc.

 Quienes verdaderamente responden serán sus testigos en medio de las naciones, es decir, con su vida ejemplar de verdadero amor y de verdadera obediencia a Dios darán testimonio de la Verdad, de que Él Es Dios y de que a Él hay que obedecer.

 No solo con palabras, y aun mejor, con su ejemplo dirán la Verdad, al vivir de manera diferente, conforme la Voluntad Divina, esforzándose en obedecerlo y alegrándose en sacrificar su propia vida y voluntad para seguirlo-obedecerlo.


2.- “Hay que orar, esforzarse, sacrificarse y perseverar esperando que se consume el número de los elegidos”.


 Aquellas almas que son verdaderamente fieles y que se esfuerzan en obedecer a Dios discerniendo su Voluntad diaria y constantemente, dan testimonio de la Verdad, de que Él Es Dios y de que a Él hay que obedecer-seguir.

 Estas almas ofrecen un diario y constante Santo Sacrificio Espiritual al negarse a sí mismas, al vencer su miedo, al renunciar a la voluntad propia para seguir-obedecer a Dios en su Voluntad y colaborar en Que Se Haga-Reine-Triunfe.

 Sacrifican su vida ofreciéndola a Dios, orientándola a Él, consagrándola a vivir y permanecer en la Verdad siguiéndolo en Su Voluntad.

 Lo que Dios les pide es que perseveren en esto a pesar de las dificultades del camino porque cuando viven así no solo son purificadas, sino que también están colaborando en la salvación de otras almas.

 Colaboran en la salvación de las almas porque con su sacrificio compran su libertad, la redimen, las rescatan, realmente se sumergen en la muerte y la absorben para liberar a otras almas.

 Padecen el castigo que a otras almas les merece la paz, padecen la muerte porque dan su vida en pago y absorben la muerte de otras almas liberándolas, alimentándolas con su propia vida para rescatarlas.

 El número de elegidos no es un numerus clausus, es solo una expresión, y a lo que se refiere con esto es a que se salvan todos los que quieren y colaboran en salvarse, todos los que reconsideran su situación y modifican sus caminos para volver a Dios.


3.- “Pronto sabréis todo y se develará todo misterio”.


 Debemos aprender a caminar con fe y perseverar solo confiando en lo poco que podemos ver, comprender, entender, saber.

 Dios no dice todo, solo lo necesario para que caminemos, lo justo, dejando lugar para la fe, para que haya esfuerzo de fe y sacrificio de confianza.

 Simplemente debemos caminar, confiar, perseverar y seguir adelante obedeciendo a Dios, siguiéndolo en Su Voluntad y comprendiendo que Él dispone todo por y para Nuestro Verdadero y Eterno Bien.

 Cosas que no comprendemos y que hasta nos cuesta aceptar ahora, se comprenderán y resultarán gratas mañanas, Él Es Dios y sabe lo que hace, así como y cuando lo hace.

 Cuando sea momento sabremos, comprenderemos, veremos, entenderemos y todo resultará claro y ahí será evidente que Dios siempre ha obrado por y para Nuestro Verdadero y Eterno Bien.


29 marzo 2016

MENSAJE DE DIOS PADRE (29 Mar 16), y explicación



MENSAJE DE DIOS PADRE (29 Mar 16), y explicación


“Pronto todo será consumado”.

“Seréis guiados por la Luz Verdadera en medio de las tinieblas reinantes”.

“Los que escuchen mi voz serán mi pueblo en medio de las naciones”.


---------------------------------------------------------

EXPLICACIÓN DEL MENSAJE:


1.- “Pronto todo será consumado”:


 A tres cosas se refiere con esta frase:


a) Se consumará la preparación de aquellos que lo han elegido hace tiempo y lo vienen obedeciendo-siguiendo consagrándose a su servicio.

 Ya estarán listos, aptos, debidamente formados, fortalecidos y preparados para servirlo dando testimonio de la Verdad en medio de las naciones invitando a muchas almas a volver a Dios, al Camino, a la Verdad.

 Con palabras y obras, con su vida ejemplar darán testimonio de la Verdad, con su valentía y perseverancia en la Verdad y el amor a Dios medio de las tinieblas que querrán hundir a todas las almas en el infierno.


b) Se consumará la iniquidad, la abominable desolación, las religiones se entregarán definitivamente a satanás y a las tinieblas volviéndose hipócritas infernales y dedicándose a perder a las almas grosera y asquerosamente.

 Venían sirviendo ocultamente a los enemigos infernales, pero pronto lo harán abierta y declaradamente, consumarán su rebeldía contra la Voluntad de Dios, renegarán descaradamente e insultarán a Dios con sus palabras y acciones.


c) Se consumará la rebeldía abominable de las naciones que terminarán de entregarse a satanás y a las tinieblas-muerte eterna totalmente consagradas por sus líderes sectarios infernales.

 Considerar que desde hace décadas, sino centurias, las sectas masónicas e illuminati gobiernan las naciones sometiéndolas a las potencias infernales y consagrándolas a la perdición eterna, consumándolas en la abierta rebeldía contra la Voluntad de Dios.



2.-  “Seréis guiados por la Luz Verdadera en medio de las tinieblas reinantes”:


 La Luz Verdadera Es Jesús, El Señor, El Hijo de Dios, El Primogénito del Padre, El Unigénito de Dios, El Mesías esperado, El Cordero Inmolado, El Primero que Resucitó de entre los muertos.

 Guiará a las almas revelándose, dándose, donándose, viniendo, volviendo, hablando a todas las almas.

 Lo hará en los hechos de forma generalizada, pero también de manera personal a cada uno en su propia vida, en los acontecimientos de su quehacer diario.

 También lo hará por sueños, inspiraciones, pensamientos sugeridos, sentimientos transfundidos, etc.

 También intervendrá por quienes se han preparado para servirlo en esta hora, quienes serán su instrumento en medio de las naciones, esas almas fieles que en lo secreto se han consagrado a Él para ser expresión y revelación suya, manifestación clara de su Verdad y Amor.

 Las personas de buena voluntad que quieran saber como obrar, como conducirse, como agradar verdaderamente  Dios, recibirán la visita de su Hijo y serán guiadas por Él que les inspirará y moverá para agradar al Padre, para ser hijas gratas, verdaderamente fieles.

 Las almas de buena voluntad serán asistidas por Él que las iluminara, guiará y fortalecerá para que puedan mantenerse fieles en medio de las tinieblas que cubren la faz de la tierra y que hagan a muchas almas ególatras hundidas en sí mismas.


3.- “Los que escuchen mi voz serán mi pueblo en medio de las naciones”:


 Los que reciban a su Hijo-Luz Verdadera-Revelación, serán su pueblo en medio de las naciones sumergidas en tinieblas y arrastradas al infierno por los enemigos de Dios y de la salvación de las almas.

 Los que se abran en la oración para recibirlo, serán verdaderamente su pueblo porque recibirán su Espíritu-Bendición, serán sellados, marcados con su mismo Amor-Espíritu-Ser.

 Los que estén atentos a sus señales, inspiraciones, sugerencias, mociones, etc., serán verdaderamente su pueblo.

 Son muchas las religiones y las naciones que dicen ser su pueblo, pero solo serán su pueblo aquellas personas que disciernan su Voluntad y lo obedezcan.

 Esto es mas que lógico, coherente, razonable, no son su pueblo los que eligen ser rebeldes a su Voluntad. Tampoco son su pueblo quienes dicen serlo pero no le prestan atención y consecuentemente no lo obedecen.

 Es simple, para ser de su pueblo hay que obedecerlo y para obedecerlo hay que escucharlo, es decir, hay que discernir Su Voluntad, abrirse en oración, buscarlo y recibirlo-seguirlo.

 Esta y estará lleno de hipócritas, pero Él ve los corazones y solo serán su pueblo aquellos que hagan discernimiento de su Voluntad y lo sigan-obedezcan negándose a sí y ofreciendo el diario y constante Santo Sacrificio Espiritual como se explica en:

SANTO SACRIFICIO ESPIRITUAL:


MENSAJE DE JESÚS, EL SEÑOR (29 Mar 16), y explicación



MENSAJE DE JESÚS, EL SEÑOR (29 Mar 16), y explicación


“Os guiaré por medio de mi Palabra”.

“Deberéis buscar mi Palabra como el Pan Diario”.

“Os fortaleceré para que podáis perseverar en medio de la prueba”.


---------------------------------------------------------

EXPLICACIÓN DEL MENSAJE:


1.- “Os guiaré por medio de mi Palabra”:


 El Señor es como el sol que brilla siempre, Él constantemente esta revelándose-dándose-donándose, siempre habla, y esto es lo que no han querido entender las religiones.

 Es imposible que se calle, Es Dios y por su palabra todo se hizo, Jesús no deja de Venir, de ser Enviado por El Padre.

 Nosotros nos hundimos en el abismo de egolatría quedando sepultados en tinieblas, nos dejamos ahogar por miedos, preocupaciones, nos dejamos vencer por la debilidad sucumbiendo ante nuestro ser pusilánime y miserable.

 Somos como la tierra que se cubre de nubes y no ve el sol, pero el sol continúa estando ahí, Dios sigue estando ahí, continúa amándonos y sigue enviando a su Hijo, sigue Revelando su Palabra, la Luz Verdadera.

 Las almas de buena voluntad que salgan del abismo de su infernal egolatría narcisista buscando a Dios en oración, recibirán su Revelación, recibirán la Palabra de la Palabra de Dios, a Jesús que las guiará.

 Él les recomendará, inspirará, aconsejará, les dirá que hacer en medio de la confusión propia de las tinieblas abominables imperantes, en medio de la mentira e hipocresías generalizadas, consumadas, y tenidas por buenas.

 Se tiene por malo lo bueno, se tiene por verdad a la mentira mientras que la Verdad misma es combatida, perseguida y acallada.

 Pese a este capricho humano e infernal, Dios hará tronar su Voz y hablará fuerte a las almas y a las naciones revelando la Verdad, Enviando a su Hijo, La Luz para las almas y naciones sumidas en tinieblas que se revuelcan en el chiquero de la mentira y los vicios con y como demonios.


2.-  “Deberéis buscar mi Palabra como el Pan Diario”:


 Así como es natural y necesario buscar el alimento para el cuerpo, las personas deberán comenzar a esforzarse buscando el alimento para el alma, el Pan Vivo Bajado del Cielo, la Revelación de Dios.

 Así como no sirve el pan viejo y duro, no sirven de mucho las revelaciones pasadas, se debe buscar la Revelación diaria y constante de Dios, Esa Palabra Viva que dirige siempre como el sol que alumbra siempre.

 Las palabras de ayer pueden ser útiles como el pan de ayer puede ser útil, pero debemos buscar el pan de hoy, la Revelación de hoy, esa corrección-alimento-fortaleza-revelación de Dios.

 Como el cuerpo debe ser nutrido a diario el alma también debe nutrirse a diario, de lo contrario se autoconsume, se devora a sí misma estropeándose, deformándose, autodestruyéndose y asemejándose a demonios.

 El alma que no se nutre de Dios diariamente, se consume a sí misma y devora a otras almas como sanguijuela, como demonio, porque se vuelve ególatra desesperada por lograr ser adorada.

 Comprender acá que aquel que no adora a Dios como debe, se convierte en ególatra que demanda adoración para sí, la misma que debe a Dios y ahí se convierte en impostor, chanta, farsante, seductor infernal, mentiroso capaz de cualquier cosa para satisfacer su ego.


3.- “Os fortaleceré…”:


 Fortalece a las almas limpiándolas, purificándolas, santificándolas, reuniéndolas con Él.

 Las Fortalece estableciendo su Divina Presencia en ellas y en el mundo, es decir, en y entre ellas.

 Las Fortalece conduciéndolas-Guiándolas a que se conviertan en Amor porque Dios Es Amor y Dios Es la misma Fortaleza, entonces, la Verdadera Fortaleza Es El Amor.

 Es débil el alma que se hunde en sí, que piensa en sí, que se preocupa por sí, mientras que es fuerte el alma que se olvida de sí misma dejando libre a Dios y siguiéndolo obedeciéndolo persevera en la entrega de sí a Él, o sea, que lo ama en verdad.

 El alma que quiere prevalecer, dominar, imperar, que se mueve con astucia, caprichos y violencias, parece fuete, pero es la mas débil, es cobarde, teme por sí y con tal de no enfrentar su miedo lo conforma autodestruyéndose, haciendo cualquier cosa para satisfacerlo.

 El alma fuerte es la que se niega a sí misma buscando la Voluntad de Dios y siguiéndolo-obedeciéndolo camina pese a todo y pese a todos esforzándose y perseverando en la prueba.


4.- “…Para que podáis perseverar…”:


 Perseverar en la negación de sí, el olvido de sí y en la entrega a Dios, en el amor a Él.

 Muchos dicen que perseveran pero son tercos ególatras orgullosos ciegos que persisten en el error, que perpetúan lo que es inútil, inservible o anacrónico.

 Hay que persevera en el Camino, es decir, en la obediencia a Dios, no en la obediencia a sí mismo u otros que suplantan a Dios, que inventan cosas y dicen que son de Dios, cada uno debe ser responsable por sí mismo delante de Dios y obedecerlo directamente.

 Hay que perseverar en la obediencia a Su Voluntad, en la negación de sí mismo, en la renuncia a la propia voluntad egoísta, miserable, orgullosa, viciosa, desamorada.

 Hay que perseverar siendo fiel a Dios, no a sí mismo, a la propia costumbre, gusto, comodidad, modo de ser y de hacer.

 Cada uno tendrá su prueba personal y deberá dar testimonio de amor, fidelidad y verdad, testimonio de amor verdadero a Dios eligiéndolo a Él y negándose a sí mismo de manera constante, perseverante, sacrificándose a sí, negando el ‘yo’.


5.- “…En medio de la prueba”:


 La prueba es el tiempo, es la vida diaria, es vivir con fe en medio del mundo sin Dios y sin Fe.

 Es vivir amando-obedeciendo a Dios en medio de un mundo que desobedece a Dios, que lo odia, aborrece y desafía.

 Es vivir amando-obedeciendo a Dios rodeados de lobos que odian a Dios, lo cuestionan, culpan y acusan queriéndolo responsabilizar por las mismas desgracias que se han provocado en su rebeldía.

 En esencia la prueba es amar a Dios y olvidarse de sí mismo, es amar y no amarse, es convertirse en ofrenda dejando de ser ególatra miedoso miserable.